21 El Expreso del Oso Polar

Título original: The Polar Bear Express (#23).
Autor: Edward Packard.
Ilustrador: Paul Granger.
Fecha de publicación: 1987 (Original 1984).
Número de páginas: 53.
Número de fines: 10 (Buenos: 0 - Regulares: 9 - Malos: 1).

Sinopsis: Tras conocer a una familia de esquimales en tu ciudad, decides pasar el resto del verano con ellos en las tierras más septentrionales de Canadá.

Comentario personal: A pesar de todas las buenas intenciones que veo en este libro, junto con un sabor a clásico gracias a la dupla Packard-Granger, no puedo sino afirmar que nos encontramos, de nuevo, ante un título muy flojo. Una vez más no hay argumento que valga, ni objetivo, ya que el libro solo narra las mini-vacaciones de un adolescente estadounidense en un lugar diferente, por más que sea exótico y atractivo.

En muchos momentos el tono del libro es tan cándido que recuerda a los primeros títulos de la colección, como si estuviera dirigido a niños de cinco años más que de doce. Y es justo decir que hay una gran cantidad de información sobre ese peculiar mundo dentro del Círculo Polar Ártico, tanto a nivel de flora y fauna como a nivel cultural, convirtiéndose en un instrumento muy didáctico que enseña conceptos tales como inuit, tundra, caribú, buey almizclero, kayak...

El problema es que fuera de esto es muy poco lo que ofrece, y aunque hay alguna ramificación con un mínimo de acción, la mayoría se reduce a qué hacer con el tiempo libre, con opciones tan atractivas como ir a pescar, tallar figuritas de piedra, montar en trineo y entretenimientos por el estilo. Así las cosas, el único fin malo es el que cabría esperar estando ubicado en una zona con osos polares, pero al margen de este accidente los fines no son ni buenos ni malos, simplemente marcan el final del día tras haber realizado una actividad u otra. Totalmente insustancial.

Las ilustraciones son las clásicas de Paul Granger que poco a poco, según daba paso a otros dibujantes, se van echando de menos. Son perfectas para este volumen.

En conclusión, un libro liviano, inmaculado como la nieve e inocente como un osezno polar, que puede tener un innegable atractivo para los amantes del mundo esquimal pero que no propone nada más para un lector mínimamente exigente.

Puntuación: 4'5.

No hay comentarios:

Publicar un comentario